Seguidores

viernes, 2 de noviembre de 2012

Una vez me dio por escribir sobre amor. Otra, sobre Noviembre.

Él está sentado frente a la ventana mirando la lluvia caer y ya intuye hacia donde derivarán sus pensamientos.
La ventana empañada refleja la cara de alguien a quien la vida ha castigado y que aún así no ha dejado de luchar.
La lluvia cae chocando contra el otro lado del cristal y el frío le va inundando el cuerpo.

Al otro lado de la ciudad, ella mira la lluvia caer desde su ventana y se pregunta si él estará haciendo lo mismo. Se pregunta si tendrá frío y si estará pensando en ella.
Ladea la cabeza y se dirige a su habitación, descalza y de puntillas. Se quita toda la ropa y, desnuda, se mete debajo del edredón de su cama. Tirita y piensa en él.
Tiene el cuerpo frío pero el corazón ardiendo. Tiene pocas ganas de lluvia y demasiadas ganas de ti.
Piensa en el tiempo que ha pasado desde que se acabaron las noches en vela calentándose el uno al otro y piensa en el tiempo que lleva sin dejar el móvil debajo de la almohada esperando que un mensaje a las tres y media de la mañana la sobresalte.
Piensa en todo lo que fueron frente a todo lo que es.
Piensa en todo lo que querían ser y sigue sin encontrar respuestas.
Empieza a entender eso de que hay personas que no están hechas para el Invierno y que hay corazones demasiado frágiles para los días de lluvia.
Demasiado frágiles para tanta humedad. 
Coge el móvil y la fecha sigue sin mentir: 1 de Noviembre.
Aprieta los ojos con fuerza, se remueve en la cama, y simplemente se deja llevar por el sonido de la lluvia.

Él está sentado frente a la ventana mirando la lluvia caer.
Está sentado frente a la ventana, y aunque ella nunca lo sepa, ya estaba pensando en ella desde el primer renglón. 



14 comentarios:

  1. Podría decirte que al terminar de leer está entrada no solo sentí un escalofrío. También sentí la vida venirse sobre mí. Detesto que las cosas se acaben, durante tiempo indeterminado, sin poder reclamar. Porque no tenes derecho a hacerlo.Detesto inmensamente saber que piensa en mi pero que mis inseguridades no me lo permitan ver. Y vos en cambio, lo tenes tan en claro.

    En fin bonita entrada ♥

    ResponderEliminar
  2. Precioso. Realmente me ha encantado. Tu forma de escribir y de expresarte es magnífica y consigues darle sentimiento a las palabras. "Ya estaba pensando en ella desde el primer renglón". Me ha dejado enamorada. Una entrada muy bonita, que da esperanza y nos deja soñar con que algo pueda volver a ocurrir.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Escribís demasiado bien, me encantó el texto. Y también me recordó a la canción November Rain <3
    Concuerdo con el comentario de Almu, excelente forma de darle sentimiento a las palabras. Realmente es un texto hermoso.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Que preciosidad de texto.. me ha encantado de verdad. Escribes realmente bien.
    Si tienes un huequecito pasate por mi blog, pequeña!
    un beso enorme, nos leemos?

    http://aprendomientrascaigo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  5. dddddddddios me enamoras, solo pedirte que escribas mas amenudo porfi, please. Eres I N C R E I B L E

    ResponderEliminar
  6. Peroo que bonitoooooooooooo:) Me ha encantadooo de verdad jajaj!
    A veces tenemos la mala costumbre de pensar que alguien esta detrás de una ventana pensando en nosotras, pero otras veces quizás pensamos que no hay ni una remota posibilidad de que lo esté y quizás de verdad lo está!
    Que complicado es el amor verdaddd?
    Un besitooo:)

    ResponderEliminar
  7. Hola preciosa! no sabes la ilusión que me hizo tu comentario, seguidoras como tú valen y mucho la pena!
    te sigo ya por ser tan simpática y tener un blog tan bonito, anoche leí varias entradas y he de felicitarte, tú tampoco cambies! nos leemos :)

    10000 besitos!!!

    http://coolerthanyourlove.blogspot.com.es ♥

    ResponderEliminar
  8. Wooo que bonita entrada, a veces estas cosas pasan, a pesar de no ver el otro lado de la historia, se sienten, aunque no estemos seguros si la otra persona hace lo mismo, solo imaginamos y nos perdemos practicando la duda, saludos :)

    ResponderEliminar
  9. Es la historia de un desamor, o del final de un amor si se prefiere. Una historia mil veces repetidas, por la que todos hemos pasado (y el que no ha pasado por ello, no sé si es afortunado o desafortunado, la verdad). Muy bien reflejado. :-)

    atlantis2050.blogspot.com

    ResponderEliminar
  10. Puuuublica mas menudo PORFAVOR

    ResponderEliminar
  11. Me encanta esta entrada y tu blog en general. Te dejo el mio pasate si quieres: http://sentimientosmuyadentro.blogspot.com.es/ Un besazo

    ResponderEliminar
  12. hola marta! me escribiste hace tiempo a mi blog y ahora me pongo a leer el tuyo... y me encanta. me quedo con la frase de que "hay corazones demasiado frágiles para la lluvia". te leeré más! un abrazo.

    http://ciudaddealmasperdidas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  13. Tal cual. El frío a veces nos hace recordar los mejores momentos. Además hay un dicho que dice que las mejores personas... vienen en invierno (aunque suene muy tonto). ¡Un besazo enorme! :)

    ResponderEliminar

Entradas.